BIENVENIDOS.

BIENVENIDOS.
AGRO, AGRONOMÍA, AGROECOLOGÍA, SECTOR AGROPECUARIO, AGUA, BIOLOGÍA, ECOLOGÍA, ENERGÉTICA RENOVABLE (BIOCOMBUSTIBLES, E. SOLAR. ETC), MEDIO AMBIENTE, NOTICIAS.

WELLCOME.
Greetings, dear reader, who has chosen to spend a pleasant time reading this blog, PIÑON ENGRANADO.
I'd like to find in this blog and I suggest you point to "Followers", since that way you directly back to this link, this site includes news of Agro sector, biofuels, Jatropha, Environment, and more.
It is also a support for further improvement.
If you like, leave a comment or a contribution to the news, which has application in their country, their experiences related to the note.
THANK YOU FOR YOUR VISIT!













viernes, 19 de octubre de 2012

HONGO BENEFICO EMPAQUETADO EN BIOPLÁSTICO.

Por: Jan Suszkiw.
19 de octubre de 2012.
Las aflatoxinas son carcinógenos altamente tóxicos y producidos por varias especies del hongo Aspergillus. Pero hay especies de Aspergillus que no producen ninguna aflatoxina. De hecho, algunas especies se consideran como beneficiosas. Una cepa, llamada K49, están siendo usada para combatir las especies perjudiciales de Aspergillus y prevenirlas de contaminar cultivos tales como el maíz.
En colaboración con científicos de la Universidad de Bolonia (UB por sus siglas en inglés) en Italia, y científicos del Servicio de Investigación Agrícola (SIA) Hamed Abbas y Bob Zablotowicz han desarrollado un nuevo método de aplicar K49 como una defensa contra contaminación del maíz por la aflatoxina. Esta contaminación causa pérdidas estimadas de 200 millones de dólares.
Following application, some of the nontoxigenic A. flavus bioplastic granules end up between the leaves of the developing corn plant: Click here for full photo caption.
Después de la aplicación, algunos de los gránulos no toxigénicos en bioplástico de A. flavus terminan entre las hojas de la planta de maíz en desarrollo. La mayoría de los gránulos caen al suelo.
K49 se considera como una cepa no toxigénica porque no puede producir la aflatoxina, diferente de las cepas A. flavus y A. parasiticus que sí producen la aflatoxina. Sin embargo, K49 tiene la capacidad de excluir estos "parientes" toxigénicos de los nichos ecológicos y los recursos necesitados para la supervivencia de las especies toxigénicas. Explotar esta rivalidad—una técnica llamada la bioexclusión—ofrece una manera eficaz de disminuir los niveles de aflatoxina en el suelo y en los granos del maíz.
Abbas es fitopatólogo. 
Plant pathologist Hamed Abbas applies the nontoxigenic Aspergillus flavus formulated in bioplastic granules to knee-high corn: Click here for photo caption.
El fitopatólogo Hamed Abbas aplica los gránulos en bioplástico no toxigénicos formulados de Aspergillus flavus a la altura de su rodilla al maíz.
Diferente del método típico de usar los granos de trigo y de cebada como portadores para aplicar las cepas biocompetitivas comerciales de Aspergillus, Abbas y su colega Cesare Accinelli de la UB encapsularon K49 en gránulos de bioplástico a base del almidón de maíz y otros ingredientes amigables con el medio ambiente.
Hamed Abbas and technician Caleb Chambers prepare bioplastic granules for field trials to control aflatoxin in corn: Click here for photo caption.
Hamed Abbas y la técnico Caleb Chambers preparan gránulos en bioplástico para ensayos de campo para el control de las aflatoxinas en el maíz.
Según Abbas, los gránulos de bioplástico prolongan la vida de estante del hongo beneficioso y su viabilidad después de aplicación. Ya que los granos de trigo y cebada no son usados como portadores, los animales hambrientos tales como los ratones y los pájaros no quieren consumir los gránulos de bioplástico, de este modo proveyendo la oportunidad para el lanzamiento de las esporas de K49 para dispersión a las plantas de maíz por medio del viento o la actividad de insectos.
En pruebas, la aplicación de K49 empaquetado en el bioplástico redujo los niveles de aflatoxina en un 65 por ciento al 97 por ciento. Los investigadores publicaron sus resultados en el 2011 en la revista 'Crop Protection' (Protección de Cultivos). Esta tecnología también podría ser útil en aplicar a otros hongos beneficos usados para proteger cultivos contra enfermedades, según Abbas.
Fuente: Servicio de Investigación Agrícola. SIA-USDA.